¿Cuándo es copia y cuándo inspiración?: Instagram y sus reels

Hace unos días, la plataforma Instagram presentó su nueva actualización, y con ella llegaron los REELS. 

 

Reel, que en español podría definirse como “carrete”, es el nombre que se le dió a la implementación de videos de corta duración, que pertenecen a una sección diferente que las historias. Podemoscrearlos en el mismo apartado que las historias, pero tienen herramientas que nos dan más libertad, como una biblioteca de audios alojada en la plataforma, la posibilidad de crear nuestros propios audios y que otros los usen con atribuciones, cuenta regresiva antes de comenzar a filmar, temporizador, una galería de efectos AR y la posibilidad de editar la velocidad de los clips: suena conocido, ¿no?

 

Además, los reels se pueden grabar en un solo clip, en varios o incluso utilizando videos de tu galería.

 

 

Ahora, la pregunta es: ¿cómo la red los implementa en su visual sin dejar de ser intuitiva? En el perfil de cada usuario está la posibilidad de ver sus reels en el ícono que se sitúa entre la visual de cuadrilla y donde clickeamos para ver las fotos en las que está etiquetado.  Si tu cuenta es pública, tus reels pueden aparecen en la sección “Explorar” y cualquiera puede acceder a ellos, tal como las historias y publicaciones, aunque si tu cuenta es privada, Instagram respeta las políticas y sólo muestra tus reels a los usuarios que te siguen. 

 

Incluso tus videos pueden aparecer en una sección especial denominada “destacados” y el usuario recibe una notificación cuando su reel se destaca, similar a la sección “para ti” de la plataforma TikTok

 

Ya estamos llegando a la parte que nos compete como agencia: ¿podemos usar los reels para crear contenido para marcas? La respuesta es claro que sí. 

 

Nos atrevemos a decir que todos los productos son vendibles mediante todas las plataformas, lo que no significa que todas las plataformas brinden óptimos resultados para todos los productos; sin embargo, crear contenido es eso: entrar por los ojos, y salir por los dedos en forma de acción, ya sea comprar, interactuar, dar like, etc. 

 

Con toda esta info para asimilar dejamos plantada la semilla de la duda: ¿cuándo es copia y cuándo inspiración? Una pregunta similar nos invadió cuando aparecieron las historias, que se asemejan a la modalidad de Snapchat. Quizás una segunda coincidencia es razón suficiente para cuestionar la creatividad de las implementaciones que se estaban haciendo en Instagram

 

La realidad es que la red social de la camarita multicolor sigue siendo una de las preferidas por los usuarios en el mundo y es necesario que responda a las necesidades que desarrollan con el paso del tiempo. En este caso, el foco está en retenerlos y evitar que migren a otra aplicación a crear y consumir contenido dinámico y creativo. Actualizarse constantemente es parte de un mundo que jamás se detiene, donde innovar es la clave para triunfar y destacarse. 

 

No te juzgamos, querido Instagram. Después de todo, sos nuestra compañía más fiel. 

 

Hasta la próxima, muuchachos